Las cuentas que se deben ajustar con el salario mínimo de 2018

El salario mínimo modelo 2018 fijado en 781.242 pesos, un 5,9 % más que el del año anterior, pone a empresarios y trabajadores colombianos a hacer cuentas y ajustar presupuestos.

A diferencia de 2017, este año ya no se sentirá el efecto de la reforma tributaria que tuvo como componente clave el aumento del Impuesto sobre las Ventas (IVA), que pasó del 16 % al 19 %.

Una de las cuentas más elementales de un obrero parte de que el aumento fue de 43.525 pesos por mes (1.450 pesos por día), que deberán servir para hacer frente a las alzas que se anunciaron en el Valle de Aburrá antes de que terminara el 2017, como las tarifas del transporte urbano de pasajeros, entre ellas las del Metro que subieron entre el 3,7 % y el 6,3 %, y las de los buses y colectivos que se incrementaron un
 5 %.

Con la determinación del aumento del mínimo para 2018, se expidió simultáneamente el decreto que incrementó en 6,1 % el subsidio de transporte que pasó de 83.140 pesos a 88.211 pesos.

A favor de los consumidores se espera que juegue este año un bajo Índice de Precios al Consumidor (IPC) o inflación, el cual deberá terminar en 3,46 % según la Encuesta Mensual de Expectativas Económicas del Banco de la República, que consultó a 43 expertos económicos del sistema financiero, entidades internacionales y universidades. El Plan Financiero del Ministerio de Hacienda apunta por un IPC de 3,3 %, dentro del rango meta establecido por el Emisor entre 2 % y 4 %.

No obstante los pronósticos favorables sobre el costo de vida para este año contrastan con lo que se observó en la última semana de 2017 cuando se incrementaron las cotizaciones de algunos alimentos en los principales centros de abasto del país.

Según el Sistema de Información de Precios y Abastecimiento del Sector Agropecuario, del Dane, los mayores aumentos se apreciaron principalmente en verduras (zanahoria, apio, repollo, arveja, tomate), frutas (uva, naranja), tubérculos y plátanos (papa, yuca), pechuga de pollo, atún y en varios cortes de carne de res.

Además, en la Encuesta de Opinión del Consumidor, de Fedesarrollo, la expectativa terminó en noviembre en campo negativo (-10 %). Según el resultado, uno de cada tres consumidores estima que durante los próximos doce meses tendrá buenos tiempos, económicamente hablando. Para la ciudad de Medellín el indicador se ubicó en -9,8 %, peor que el -7,9 % observado en noviembre de 2016.

La disposición a comprar vivienda o bienes muebles o electrodomésticos en la capital antioqueña es baja en comparación con los registro apreciados en Cali o Barranquilla.

Fuente: El COLOMBIANO
Por: FERNEY ARIAS JIMÉNEZ
Link: http://www.elcolombiano.com/negocios/economia/salario-minimo-2018-impacto-en-costos-empresariales-y-de-hogares-YK7950089